Deportes viernes 16 de ene 2004, 6:40pm - nota 7 de 18

sueño libertador

Por: Arturo Brizio Carter


Ha quedado definido el primer equipo mexicano que participará en la edición 2004 de la Copa Libertadores de América; en la final del Interliga jugada entre Santos y Atlas, los de la Comarca Lagunera se alzaron con la victoria por la sufrida vía de los penales.

Atlas fue el equipo que mejor futbol desarrolló en este evento y muy cerca estuvo de lograr el boleto directo a la máxima justa continental a nivel de clubes pero lo limitado del plantel, el haber cedido a cinco jugadores a la Selección Olímpica y los errores de la gente de experiencia impidieron a los rojinegros ese acceso. Sin embargo, hay que aplaudir la personalidad, el descaro y la lucha que exhibieron estos jóvenes a lo largo del Torneo ya que nunca perdieron un partido.

Parece increíble que gente como el “Tato” Torres se haga expulsar inocentemente por una mano a media cancha y dos extranjeros, Julio César Pinheiro y Carlos María Morales hayan fallado los penales a la hora buena. Ahora enfrentarán al América y lucen como víctimas ante un cuadro mucho más hecho.

El equipo de la Laguna aprovechó su mayor experiencia para imponerse a un equipo que a partir de dinámica los puso en serios aprietos. El partido estelar de la jornada tuvo como contendientes a dos cuadros importantes del futbol mexicano quienes pese a ello, no lograron calificar en la temporada pasada a la Liguilla, hablo de Morelia y América.

En un duelo que parecía para mucho mas de lo que resultó, ganó el equipo que se tomó más en serio la eliminatoria. Monarcas, en voz de su técnico Rubén Omar Romano, había declarado que la Libertadores le tenía sin cuidado pues quería centrar todo su atención en el Torneo de Liga.

Peligrosa posición esa que asumen los entrenadores de jugarle el dedo en la boca a su afición; O vas con todo al certamen y buscas con seriedad el boleto en disputa o declinas de antemano la invitación. La postura de Romano es la de un técnico mediocre y no debería estar avalada por su directiva. Morelia es un club grande para andarse con poquiterías.

El partido en sí no fue nada del otro mundo aunque hay que destacar la adaptación de Reinaldo Navia en el ataque azulcrema, sin embargo, los pupilos de Beenhakker se pierden en la inoperancia lapsos importantes del partido y sólo porque Morelia no fue contundente hoy hablamos de su eliminación.

El escenario de ambos juegos fue el “Home Depot Center” situado en Carson, California, y la verdad, ahora sí fue un local digno de tan importante evento. Las instalaciones son maravillosas, funcionales y el terreno de juego impecable.

Así, ni quién diga nada y la pregunta sería: ¿Si tienen al alcance estos inmuebles, por qué jugar en muladares como Stockton o el Espartano de San José?; conste que es pregunta. Los árbitros Kelvin Stott y Terry Vaughn cumplieron, con las reservas del caso, con buenas actuaciones aunque el nivel general del torneo fue francamente deleznable.

¿Qué hay por delante?, bueno, los partidos entre América y Atlas para definir al segundo invitado a la justa sudamericana, aunque se dice que se intentará convencer a las autoridades de Conmebol de jugarlo a un solo juego en cancha neutral que bien podía ser algún estadio de la Unión Americana.

Sigue también la eliminatoria olímpica de la que esperamos salga Triunfador México y, a partir del próximo fin de semana, el Torneo Clausura 2004. Suerte a los participantes.


pulse: a para ver nota anterior, s siguiente, i para ir al inicio, f para ir al final.

El Siglo de Durango, calle Hidalgo 419 Sur, Durango, Dgo. México, C.P. 34000
Contáctenos | Aviso legal
Conmutador: 618.813.7080 | Publicidad ext 104, 108 | Suscripciones ext. 112 | Redación ext. 131
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad

comscore
Síguenos en: facebook twitter movil iPhone BlackBerry BlackBerry BlackBerry BlackBerry