Editoriales
RUBÉN CÁRDENAS
vie 19 ene 2018, 8:54am 3 de 7

'Las pluris' serían el último clavo del ataúd priísta en Durango



La Raya del Tigre

Nadie duda que el Partido Revolucionario Institucional vive un momento adverso en todo el país y Durango no es la excepción; sin embargo, tendrá todavía un momento más crítico cuando sean anunciadas las candidaturas plurinominales a diputados federales, diputados locales y senadores, especialmente si se incluyen dos nombres que podrían representarle al tricolor una especie de "juicio final", tanto al interior como al exterior: Las candidaturas de los exgobernadores Jorge Herrera Caldera y de Ismael Hernández Deras, quien ya tiene asegurada la diputación federal en automático, por ser dirigente nacional de la Confederación Nacional Campesina. Son dos nombres que el duranguense tiene muy presentes, aunque no por gratos motivos.

Las plurinominales han sido razón de discordia desde que surgieron, al final de la década de los 70, tanto en la vida interna de los partidos como hacia afuera, donde el ciudadano las percibe como espacios preferenciales destinados a personajes cercanos o pertenecientes a la cúpula de poder, lo cual es cierto en buena medida, pues no llegan al Congreso con el respaldo del voto popular y por eso no tienen, en la práctica, obligaciones con el electorado, ni suelen tomarlas.

De manera que las codiciadas "pluris", oficialmente llamadas candidaturas de Representación Proporcional, sólo están al alcance de unos cuantos, precisamente de aquellos posicionados en el ánimo de los grupos hegemónicos. Son, en otras palabras, espacios de privilegio para las "vacas sagradas" de los partidos, asientos VIP por los que muchos se pelean.

Ahora bien, además de Hernández Deras, si Herrera Caldera resulta electo candidato a senador o a diputado federal, como se menciona en círculos políticos, provocaría una gran inconformidad no sólo dentro del PRI local, sino un justificado enojo en la sociedad duranguense. Uno y otro, en su propio partido, han sido señalados como los principales responsables de la pérdida de la gubernatura en el 2016.

La elección del 2010 no estuvo, de hecho, exenta de señalamientos, pues el PRI se mantuvo en el poder ese sexenio luego de un muy cuestionado proceso electoral, ensombrecido por un presunto fraude y el Tribunal Electoral del Poder Judicial Federal tuvo que determinar la victoria.

Muy aparte de lo que se diga o no a nivel interno, es la ciudadanía a la que más compete opinar sobre quienes la representarán en el Congreso; en este caso, a uno y otro los señala como los autores de la precaria situación que vive actualmente el estado. Los excesos y corrupción en ambos sexenios provocaron que miles salieran a las urnas en el 2016 para votar por otra opción, la que hoy gobierna Durango.

Habría gran irritación, sin duda, de resultar ambos candidatos plurinominales y, si se le suman las candidaturas de otros priístas, como Luis Enrique Benítez -quien podría reelegirse en la plurinominal del Congreso de Durango- y una senaduría para Ricardo Pacheco, que ya consiguió en el CEN, según aseguran algunos, entonces en Durango se estaría hablando de un desplome colosal en el PRI que lo llevaría a la tumba, porque las mejores posiciones serían para los mismos de siempre.

Por gastada que sea la frase y lo desagradable que pueda parecer para algunos, estas candidaturas podrían significar el último clavo del ataúd del PRI en Durango; la duda por despejar es si los propios priístas lo permitirán, porque si uno y otro se imponen como aspirantes por esa vía, estarían enviando un claro mensaje respecto a un interés personal por mantenerse en el primer plano. Todo lo demás, como servir, sería secundario para ellos. No toca fondo aún la cada vez más profunda crisis priísta, como se puede notar.

ESTE LUNES VISITARÁ Durango José Antonio Meade, precandidato del PRI a la presidencia de la República, dentro de la gira que realiza por todo el país. Se supone que tendrá encuentros también con la ciudadanía, además de los previstos con integrantes de su partido...SEGÚN EL INEGI, un 52.3 por ciento de duranguenses considera que la ciudad es insegura para vivir; o sea, la mitad de habitantes teme ser víctima de la delincuencia, lo cual debe ocupar, más que preocupar, a las autoridades...DURANTE EL 2017 SE registró en el estado una cifra récord de quejas por presuntas violaciones a los derechos humanos. Al cierre de ese año, se contabilizaron 1, 052 quejas contra diversas autoridades por este motivo, un 9.4 más que el año anterior, según la Comisión Estatal de Derechos Humanos. La Fiscalía encabeza esta ingrata lista.

Twitter: @rubencardenas10

RELACIONADAS
→ LA RAYA DEL TIGRE
DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA
ADEMÁS LEE

El Siglo de Durango, calle Hidalgo 419 Sur, Durango, Dgo. México, C.P. 34000
Contáctenos | RSS | Aviso legal
Conmutador: 618.813.7080 | Publicidad ext 104, 108 | Suscripciones ext. 112 | Redacción ext. 131
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad

comscore
Síguenos en: facebook twitter movil iPhone Android BlackBerry BlackBerry BlackBerry