Radiación solar en Durango, viernes 3 de mayo, 2013

Todavía tres décadas los niños podían jugar al aire libre sin que existiera preocupación alguna por las radiaciones solares.