Nacional / Aleatoria

'Siembra' dudas programa forestal

Presumen irregularidades por datos presentados del Gobierno

AGENCIAS, , actualizada 09:54 🕚
'Siembra' dudas programa forestal

Dotado de un presupuesto millonario -15 mil el primer año, más de 28 mil para 2020-, el programa Sembrando Vida no sólo suma a miles de productores y hectáreas en las cifras oficiales, sino también dudas, advirtieron especialistas, pues a la fecha no se conoce el padrón completo de beneficarios ni dónde están las hectáreas ni el avance de reforestacion "más grande del mundo", como lo llama el presidente Andrés Manuel López Obrador.

El programa inició sin reglas de operación. El 24 de enero de 2019 se publicaron apenas unos lineamientos generales y el 1 de febrero de ese año la Secretaría de Bienestar informó que ya había casi 200 mil campesinos que recibirían 5 mil pesos mensuales sin necesidad de comprobar su uso. De esa cantidad se le descontarían 500 pesos para una caja de ahorro. A cambio, los campesinos iban a sembrar árboles frutales y maderables en 2.5 hectáreas cada uno.

La conformación del padrón quedó en manos de los "Servidores de la Nación", simpatizantes de Morena que son vistos como el ejército electoral del presidente. Se eligieron localidades rurales cuyo ingreso fuera inferior a la línea en 19 estados, sobre todo del sureste mexicano, pero sólo en 361 del total de mil 874 municipios y sin enlistar cuáles. Fue apenas el pasado 30 de marzo pasado cuando se publicaron la reglas de operación del programa con una cobertura en 20 estados.

En la página de internet de la Secretaría de Bienestar está disponible un padrón con supuestos campesinos beneficiarios, municipios y pagos hechos hasta diciembre de 2019.

Aunque apenas en febrero pasado, López Obrador prometió aplicar el programa en la Ciudad de México, especialmente en Milpa Alta, en la lista de pagos del año pasado aparecen ya 10 campesinos citadinos -incluso uno en Miguel Hidalgo- que habrían recibido 100 mil pesos en total. En cambio, Oaxaca aparece sólo con siete beneficiarios.

"Hay mucha discrecionalidad en la aplicación de los recursos y a la fecha no han hecho público el padrón completo de beneficiarios. Nosotros lo hemos solicitado, pero nunca nos dan información ni siquiera audiencia", aseguró el diputado Eraclio Rodríguez, presidente de la Comisión de Desarrollo y Conservación Rural.

"Yo creo que el programa es formidable, pero trae mucho desaseo y es mucho gasto para tan poco territorio que abarca porque no es universal, son muy poquitos los municipios los elegibles".

Ante la falta del padrón completo y preciso, las cifras oficiales han sido contradictorias. El 4 de enero pasado, por ejemplo, en Tenango de Doria, Hidalgo, el Presidente afirmó que habían cumplido la meta de 2019: "Ya hay este año 500 mil hectáreas que se están sembrando, porque se tienen viveros, nos están produciendo millones de plantas, 500 mil hectáreas y hay 220 mil sembradores hasta ahora".

Sin embargo, en un video sobre el primer año del programa, la Secretaría informó de 53 millones de plantas sembradas en 483 mil hectáreas; es decir, apenas 109.7 por cada 10 mil metros cuadrados.

La titular de la dependencia, María Luisa Albores, reconoció en enero que no alcanzaron la meta de colocar en tierra 575 millones de plantas, debido a que, por la sequía, la Sedena les entregó apenas 37 millones de las 80 millones de plantas convenidas. Y que, sumadas a las adquiridas en otros viveros, plantaron 78 millones, de las cuales apenas la mitad iban a sobrevivir.

Aunque no se llegó a la meta, el presupuesto del programa Sembrando Vida se duplicó en 2020 con el objetivo de pasar de 575 mil hectáreas a un millón 75 mil, y de 230 mil a 430 mil el número de campesinos beneficiados ahora en 20 estados.

Frente a este escenario, especialistas forestales cuestionaron la mala planeación de un programa que opera con miles de millones de presupuesto y la falta de evidencias sobre el avance de la reforestación.

"Acá en Ococingo, el año pasado había 50 mil hectáreas de unos 20 mil sembradores y según nuestros registros no alcanzaron a sembrar ni 500. Según el Gobierno, que el año pasado no lograron sembrar casi nada, pero resulta que ya llevan 500 mil hectáreas sembradas, ¿cómo le hicieron si apenas está comenzando la temporada de lluvias?", dijo René Gómez, de la Organización Bosques y Gobernanza de Chiapas.

"Es claro que le mienten al presidente", afirmó.

De acuerdo con el investigador de la División de Ciencias Forestales de la Universidad de Chapingo, Jorge Antonio Torres Pérez, la producción de árboles de coníferas en vivero debe empezar un año antes de plantarlos; las especies tropicales, seis meses, y los frutales se pueden llevar más de dos años pues se producen por injerto.

"México nunca ha tenido la capacidad para producir los millones de plantas que promete el programa. Con toda su capacidad instalada, la Comisión Nacional Forestal (Conafor), por ejemplo, produce 160 millones de plantas al año", expuso.

Para este año, a la Conafor se le asignaron 2 mil 986 millones de pesos, y según Torres Pérez, impactará en 750 mil productores y casi 3 millones de personas.

En una carta titulada "Sr. presidente: Yo tengo otros número", el especialista afirmó que la Conafor invierte 540 pesos por hectárea o 3 mil 981 pesos por cada productor al año. Sembrando Vida, por su parte, pagará 28 mil 500 pesos por hectárea o 71 mil 71 mil 250 por cada sembrador y sin pruebas del avance en recuperación del terreno.

'Siembra' dudas programa forestal
En la página de internet de la Secretaría de Bienestar está disponible un padrón con supuestos beneficiarios en 2019.