Editoriales / Aleatoria.

Odios de AMLO

Jaque Mate

SERGIO SARMIENTO, , actualizada 07:46 🕚

"Mientras odies, siempre habrá alguien a quien odiar".

George Harrison

Para un presidente que lanza expresiones frecuentes de "amor y paz", Andrés Manuel López Obrador hace constantes manifestaciones de odio hacia todos aquellos que tienen ideas distintas a las suyas. Quizá se entienda su coraje hacia Felipe Calderón, quien lo superó por escaso margen en la elección de 2006, pero el odio lo reparte con amplitud y extraordinaria magnificencia.

Los últimos embates han sido contra los jueces. AMLO no solo ha pedido al presidente de la Suprema Corte, Arturo Zaldívar, que ordene se investigue al juez segundo de distrito en materia de competencia económica, Juan Pablo Gómez Fierro, por haber otorgado suspensiones a su nueva Ley de la Industria Eléctrica, sino que ha descalificado al exministro José Ramón Cossío, de quien afirma que cuando estuvo en funciones "legalizó injusticias de grupos minoritarios o guardó silencio cómplice ante corruptelas y arbitrariedades".

Entre los villanos favoritos del presidente se encuentran también Iberdrola, la empresa de electricidad, y el activista Claudio X. González Guajardo, impulsor de organizaciones civiles como Mexicanos Primero, que luchaba por una mejor educación, Mexicanos contra la Corrupción y Sí por México, a quien ha llamado "conservador", pero añadiendo: "No quiero usar otra palabra, porque es muy fuerte, pero a lo mejor sería más clara".

Los odios del mandatario se han dirigido también a medios de comunicación de México y el extranjero. La mayoría de los ataques se han encauzado contra el periódico Reforma, en el que escribo, pero también contra otros, como El Universal. De El País, el diario más importante de España, de izquierda socialdemócrata, ha dicho que es "un boletín de las empresas españolas", como Iberdrola, Repsol y OHL, que "hacían lo que les daba la gana" en México. También ha descalificado a periódicos como el New York Times, el Wall Street Journal y el Financial Times. Incluso la revista Proceso, de izquierda, ha sido cuestionada por haber expresado puntos de vista críticos a su gobierno. Al parecer, la única publicación buena que queda en el mundo es La Jornada, la única consistentemente leal al mandatario, lo cual ha hecho que se convierta en una de las mayores receptoras de publicidad gubernamental.

El presidente utiliza el espacio privilegiado de las mañaneras para descalificar a intelectuales y periodistas, principalmente a Enrique Krauze y Héctor Aguilar Camín, aunque el veneno se extiende a todo aquel que ose expresar una crítica. Los ataques a las calificadoras de riesgo han sido también insistentes, por el pecado de haber reducido las evaluaciones de México ante las evidentes dificultades de Pemex y la CFE y las malas políticas gubernamentales.

Para un presidente que dice apegarse a la filosofía de amor y paz, López Obrador ha mostrado una extraordinaria riqueza de vocabulario para descalificar e insultar a quienes no piensan como él. No solo son conservadores y neoliberales (no se da cuenta de que los términos son contradictorios), sino además corruptos, espurios, fichitas, hampones, ladrones, malandrines, oportunistas, pillos, pirrurris, reaccionarios, rufianes, tecnócratas, ternuritas y mucho más. Parecería que el único personaje que ha contradicho alguna vez al presidente, y no ha incurrido en su odio, es Donald Trump, de quien al final de su mandato dijo había sido muy respetuoso con México. Quizá podríamos añadir a Félix Salgado Macedonio, solo que este nunca lo ha cuestionado.

Sin estrategas

México no ha terminado todavía de vacunar al personal médico, pero ya ha comenzado con los adultos mayores y está considerando inmunizar a maestros en estados con semáforo verde y a niños en todo el país. No es lo que se está haciendo en los países desarrollados, con buenos estrategas en epidemiología. México es un país de ocurrencias.

Twitter: @SergioSarmiento

Editoriales, Jaque Mate

Noticias relacionadas

Comentarios

Identificarse con

Facebook Google

Hola

aún no hay comentarios

Noticias más leídas

Noticias recientes

Más notas de Editoriales