Editoriales / Aleatoria.

Tener conciencia

No hagas cosas buenas...

ENRIQUE IRAZOQUI, , actualizada 07:32 🕚

Antier el estado de Coahuila fue declarado temporalmente en semáforo verde respecto a la posición que se guarda frente la pandemia del COVID.

Esta clasificación que hace la Secretaría de Salud estatal considera 10 indicadores para poder determinar el estado de alerta que se debe de tener al respecto.

La Secretaría considera la incidencia de casos estimados activos por cada 100 mil habitantes; la reproducción efectiva de COVID-19; mortandad y pacientes hospitalizados en camas generales y en camas con asistencia de ventilador para respirar.

En lo que respecta al último renglón, para poder declarar temporalmente en semáforo verde, se reportó que la ocupación hospitalaria a nivel estatal es del 9%. Hasta el día de antier se tenían ocupadas 131 camas del área COVID de las 1474 que se tienen disponibles. De estas 131 pacientes hospitalizados, 36 enfermos estaban bajo soporte respiratorio al estar conectados a un ventilador.

En lo particular lo que respecta a la región Laguna, la ocupación hospitalaria al 17 de marzo fue del 8.65 %. Había 50 pacientes hospitalizados y un total de 578 camas censables. Además se reportaron 12 enfermos con ventilador como soporte respiratorio. Nueve indicadores están en color verde y uno en amarillo que es la Tasa de Reproducción efectiva (Rt) de COVID-19.

Es evidente que se está ya lejos de sufrir un eventual colapso en el sistema de salud en Coahuila a causa de una sobredemanda de servicios por enfermos de COVID-19, pero el declararse en color verde tiene sus asegunes. Vale la pena mencionar que en cuanto a la clasificación del semáforo epidemiológico el gobierno federal posiciona a Coahuila en semáforo de riesgo epidemiológico en color amarillo por el periodo del 15 al 28 de marzo de este 2021. Únicamente Chiapas, Campeche y Sonora se mantienen en verde. El problema es los criterios en la federación pasan por el subsecretario Hugo López-Gatell Ramírez, que luego de ser exhibido paseando por la colonia Condesa de la Ciudad de México y por momentos sin cubrebocas en los días en los que todavía él se reportaba en cuarentena por estar precisamente infectado de COVID, le resta todavía más autoridad moral para que la población pueda guiarse por sus dichos en estos tiempos inéditos.

Lo que resulta pues ya innegable es que ciertamente está descendiendo la tasa de casos activos y por fortuna el reporte de muertes generadas por Coronavirus. Es verdad que la campaña de vacunación avanza lentísimo si se compara con el vecino del norte. Ayer el subsecretario López-Gatell informó que van aplicadas 4 millones 947 mil 552 de dosis, apenas el 3.8 % de la población total mexicana. Al mismo tiempo de actualizar la cifra de vacunados se dio a conocer que en la última jornada de vacunación, se aplicaron 158 mil 029 inyecciones. A ese ritmo de vacunación si se pretendiese vacunar al país entero, nos tomaría más de dos años hacerlo. Los Estados Unidos proyectan para agosto agosto tener ya la "inmunidad de rebaño" puesto que allá se están vacunando a 2 millones de personas al día. Diez veces más que la velocidad que lo hace el gobierno mexicano.

Volviendo a lo local. Ha sido claro el criterio del gobernador Miguel Ángel Riquelme Solís en intentar manejar un inteligente equilibrio entre las medidas de protección contra la pandemia y la reactivación económica. Ese puede ser el tenor para que la Secretaría de Salud bajo su gobierno haya ya declarado el semáforo verde temporal.

Sin embargo, hay que tener cuidado. La pandemia que comenzó en China estalló con fuerza en Europa que claramente está lejos de salir de la misma. La avanzada edad de los países del viejo continente y los espacios reducidos en los que vive su población los hizo muy vulnerables y muchas muertes cobró por allá. Después de su irrupción en febrero del año pasado Italia, España, Francia, Alemania, Reino Unido tuvieron una segunda oleada de contagios y aún en este joven 2021, esas naciones todavía viven con muchas restricciones de movilidad por el COVID.

Da pues alivio el anuncio de que Coahuila temporalmente está en verde, pero hay que hacer conciencia de que lejos estamos de haberla librado. Hay que observar lo que ocurre en los Estados Unidos y si es verdad que ellos alcanzan la inmunidad en agosto, de alguna manera acá lo lograremos aunque sea después. La gran noticia es que parece que la pandemia del COVID parece que será contenida, pero por ahora, está presente, aunque estemos en verde.

Editoriales, No hagas cosas buenas...

Noticias relacionadas

Comentarios

Identificarse con

Facebook Google

Hola

aún no hay comentarios

Noticias más leídas

Noticias recientes

Más notas de Editoriales