Editoriales / Aleatoria.

La lucha por la capital del estado es de dos; Martín Vivanco no creció

La raya del tigre

RUBÉN CÁRDENAS, , actualizada 07:11 🕚
La lucha por la capital del estado es de dos; Martín Vivanco no creció

En la presente contienda por la alcaldía de Durango, el emecista Martín Vivanco sigue desperdiciando la oportunidad de ganar simpatizantes, al usar la precampaña y campaña en criticar sin tregua al candidato petista Gonzalo Y., acusándolo de ser "gris", entre otras cosas, mientras que poco dice de su otro adversario, el panista José Antonio Ochoa, lo cual advierte la posibilidad de algún acuerdo entre ambos.

Incluso desde antes de la precampaña, a Martín Vivanco se le observó siempre al lado de la candidata a la gubernatura Patricia Flores Elizondo, y no sólo en eventos partidistas, sino hasta en encuentros familiares, pero después del arranque de campaña se le empezó a ver ya muy aparte de ella, enfocado en un tema exclusivo: denostar al candidato de MORENA y ahí se mantiene encasillado.

Y, como para no ser tan obvio, Vivanco dijo de Ochoa que es "uno de los políticos de siempre", pero muy pronto lo hizo a un lado para dirigir sus baterías hacia Gonzalo, como si el panista no existiera o no fuera un rival fuerte. Queda claro que no se requiere ser candidato para hacer señalamientos contra un adversario político; desde la dirigencia estatal de MC habría desempeñado esa tarea sin contratiempo alguno.

La cuestión para Vivanco es que, al invertir la mayoría de su tiempo útil en hablar del petista, casi se olvida acercarse a los electores del municipio de Durango y buscar su voto a través de propuestas o ideas frescas. La presencia de Vivanco en campaña se mantiene en medios televisivos y en redes sociales, siempre lanzando ataques a quien parecería ser su principal oponente.

Se esperaba del aspirante de MC una movilidad plena, con eventos novedosos, respaldado por figuras de su partido, o que echara a andar una campaña como la del hoy gobernador Samuel García o el alcalde Luis Donaldo Colosio, los modelos a seguir dentro de su partido y figuras más prominentes, pero hasta el momento se le percibe muy apartado en su aspiración por crecer políticamente para, como otra opción, alcanzar alguna curul en el 2024, ya que desde el inicio de la actual contienda era previsible que no alcanzaría a sus rivales de "Juntos hacemos historia" y "Va por Durango".

Cierto es que no era descartable alguna coyuntura por la que podría aumentar su nivel de posicionamiento entre el electorado local y dar una gran batalla, pero todo está quedando en mera hipótesis o quizá en un deseo muy a futuro.

Alguien debe advertirle a Vivanco Lira que en una campaña se consiguen muy pocos sufragios cuando la única estrategia es señalar lo que otro candidato hizo o dejó de hacer, en vez de ganarse a la ciudadanía por sus propios méritos, es decir, sus propuestas viables de solución a los complejos problemas del municipio, empezando por la ciudad capital.

Las condiciones eran inmejorables para proponer un proyecto de gobierno diferente: con una administración municipal panista reprobada y un electorado resistente al morenismo, según los resultados de las últimas elecciones, la opción de una alternativa distinta representada por MC pudo hacer diferencia, pero se diluyó la posibilidad debido al escaso margen de acción y la pobre campaña que decidió emprender Martín Vivanco.

Y por eso la mayoría de las encuestas le dan tan bajo posicionamiento electoral frente a sus adversarios políticos. El emecista todavía puede cambiar el entorno que tanto le desfavorece, pero debe aplicarse y para ello le quedan sólo tres semanas. Sólo él puede decidir aprovechar este lapso. Al tiempo.

COLMILLOS Y GARRAS

ESTUVIERON EN DURANGO este fin de semana Marko Cortés Mendoza, dirigente nacional del PAN, y la coordinadora de alcaldes del CEN panista, Alejandra Gutiérrez, quien por cierto aseguro que, de acuerdo a varias encuestas nacionales, los mejores gobiernos son los de Acción Nacional... POR SU PARTE, el líder panista se mostró confiado que en Durango "ya se respira el triunfo de José Antonio Ochoa" así como del resto de candidatos a otras alcaldías. Reiteró que los aspirantes no están solos en esta lucha electoral... Y PRECISAMENTE, EN representación de los candidatos a alcaldes del PAN, José Antonio Ochoa firmó el Decálogo mediante el cual todos los candidatos a presidentes municipales se comprometen a realizar un buen gobierno, entendido esto como actuar con honestidad y transparencia, tener cercanía con la gente, hacer más con menos, respetar el ambiente, entre otros rubros.

La lucha por la capital del estado es de dos; Martín Vivanco no creció
La lucha por la capital del estado es de dos; Martín Vivanco no creció

Editoriales, LA RAYA DEL TIGRE

Noticias relacionadas

Comentarios

Identificarse con

Facebook Google

Hola

aún no hay comentarios

Es tendencia

Noticias recientes

Más notas de Editoriales