Editoriales
ARLENE CONTRERAS
mar 22 ene 2019, 8:44am 7 de 8

El PAN, entre azul y buenas noches



Desde Otro Ángulo

Conforme se acercan los días para tomar decisiones hacia el interior del Partido Acción Nacional, la guerra y la división se hace cada vez más sentida entre los grupos políticos que conforman este instituto político, escenarios que colocan al PAN en una débil posición, rumbo al próximo proceso electoral.

No hay una línea real que indique hacia dónde deban moverse los panistas. Jorge Salum, José Antonio Ochoa y, ahora también, el empresario Alfredo Herrera Deras, son los tres personajes que conforman la terna para abanderar al blanquiazul, en la búsqueda de la alcaldía en la capital del Estado. Sin embargo, para los tres está la sombra del actual alcalde, José Ramón Enríquez, quien intenta reelegirse, y puede ser bajo las siglas de Acción Nacional.

Lo conflictos que se vivieron al interior, en el pasado proceso electoral, siguen vigentes, incluso, las pugnas internas de grupos están más encendidas, para muestra las batallas que se han vivido en las dos últimas semanas, que fueron desde ataques en medios de comunicación, hasta "guerra sucia", en redes sociales.

Uno de los factores que llevaron a este instituto político a obtener resultados alcanzados en el 2018, fue precisamente la desunión al interior.

En específico, por un lado, fue evidente que, en el caso de la Senaduría, dejaron sin respaldo a la candidata Patricia Flores Elizondo, y todo pareciera que fue por el temor de que ella se convertiría en una aspirante natural a la gubernatura del 2022.

Y, por otro, el Dr. José Ramón Enríquez, su compañero de fórmula, fue un candidato que no hizo campaña en equipo, pues la mayoría de su propaganda y mensajes públicos fueron meramente particulares, prácticamente cobijados por el Partido de Movimiento Naranja, excluyendo al blanquiazul.

Lo anterior, por supuesto, que perjudicó la fórmula, llevándola a la derrota, permitiendo que sólo el oftalmólogo llegara al Senado, y dejando en el abandono a la ex jefa de gabinete del gobierno federal, Flores Elizondo, uno de los pocos cuadros brillantes que el PAN desperdició en lo local y nacional, pues, por su vasta experiencia prometía buen posicionamiento político, mediático y social.

Sin bien, es cierto que el fenómeno AMLO los arrolló como al resto de los partidos, también es real que, como partido en el poder, tuvieron grandes posibilidades, que las dejaron ir por la falta de unidad y una estrategia precisa.

Así que, en el próximo proceso electoral, sigue la prueba mayor, no sólo para el PAN, sino para el gobierno en turno; y cuyas posibilidades de superarla subyacen, primero, en la elección del perfil correcto y, segundo, en competir, con verdadera unidad al interior, contra el partido que se encuentra en primera posición, según las encuestas: de nueva cuenta, Morena.

TW: @ArlnContreras

RELACIONADAS

Desde otro Ángulo

DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA
ADEMÁS LEE

© 2019. El Siglo - Cía. Editora de la Laguna S.A. de C.V. Todos los derechos reservados.
El Siglo de Durango, calle Hidalgo 419 Sur, Durango, Dgo. México, C.P. 34000
Contáctenos | RSS | Aviso legal
Conmutador: 618.813.7080 | Publicidad ext 104, 108 | Suscripciones ext. 112 | Redacción ext. 131
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad

comscore
Síguenos en: facebook twitter movil iPhone Android BlackBerry BlackBerry