Nosotros
AGENCIAS
mié 10 abr 2019, 4:05am 3 de 4

¿Qué cenar en primavera?

Si vives de ensalada. Carnes blancas, vegetales frescos y fruta de temporada.


Con el cambio de estación cambian tus necesidades nutricionales y hasta emocionales pero ¿por qué en primavera tienes que comer de forma diferente? significa despertar, renacer después del largo invierno y tu organismo debe reajustarse a los cambios del entorno. Una alimentación correcta, equilibrada y consciente es clave para integrar mejor estos cambios y ofrecer a nuestro organismo los alimentos que potencien la nueva energía del ambiente.

La primavera es el momento de la depuración, nos toca limpiar el organismo de toxinas y excesos acumulados durante el invierno y empezar a generar movimiento en él.

Lo ideal es incorporar a tus platos de primavera los alimentos típicos de la estación, desde frutas (aguacate, albaricoque, melón, fresa, níspero) a verduras y hortalizas (alcachofas, berenjenas, espárragos, remolacha, puerro) o pescados (sepia, mejillones, mero, salmón, boquerón). ¿Un alimento estrella? Las algas, cargadas de minerales y súper desintoxicantes.

Elegir ingredientes de temporada no solo es mejor para el medio ambiente y el bolsillo, sino también para nuestra salud ya que, al encontrarse en su punto óptimo de maduración, los ingredientes nos ofrecen un mayor aporte de nutrientes.

Los alimentos que debes evitar o disminuir son los salados, los horneados, fritos, las harinas, comidas secas o muy especiadas y reducir la cantidad de proteína animal a favor de la vegetal.

Cambia la hamburguesa de carne roja por una vegetariana. Hechas a base de avena, frutos secos, germen de trigo, calabacín, tomate y zanahoria, pueden ayudarte a sentir más ligero. Este platillo además de ser rico, mejorará la digestión y te hará sentir satisfecho.

Para esos días en lo que no tienes mucha hambre puedes optar por una ensalada ligera de tomate con AOVE, una crema fría como la Vichyssoise, un revuelto de espárragos con huevo, un batido proteico o un par de yogures.

Si lo que buscas es cenar fácil, rápido, y con alto nivel proteico, un "Buddha Bowl", es una excelente alternativa a la clásica y aburrida ensalada de siempre.

Esta ensalada puedes prepararla con garbanzos tostados al horno con especias, aguacate, semillas, vinagreta de soja, aove, vinagre balsámico y un chorrito de limón, y por supuesto, una base de lechuga y fritas de temporada.

Otra opción para la noche son los mini cheesecake de arándanos sin azúcar, ya que esta cena cubre todas las necesidades nutricionales, es saciante y te ayudará a mantener el sistema hormonal, aportará energía y antioxidantes.

Si quieres animarte a prepararlos recuerda que lo más importante es que los arándanos sean frescos, ustituir el azúcar por miel, usar aceite de coco en lugar del regular, un poco de limón y sal.

 EL RESUMEN Vegetales frescos, frutas de temporada, bajos en azúcar y cero fritos, es como debe finalizar tu día para esta primavera. Recuerda que el cuerpo está en renovación constante y la mejor manera de recibir la estación es comer sano.

Sabías que...

La fruta de ofrece un mayor aporte de nutrientes al estar en su punto óptimo.

Di no al azúcar

La miel es la mejor opción para endulzar tus platillos.

Agencias

Si vives de ensalada. Carnes blancas, vegetales frescos y fruta de temporada.
RELACIONADAS

DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA
ADEMÁS LEE

© 2019. El Siglo - Cía. Editora de la Laguna S.A. de C.V. Todos los derechos reservados.
El Siglo de Durango, calle Hidalgo 419 Sur, Durango, Dgo. México, C.P. 34000
Contáctenos | RSS | Aviso legal
Conmutador: 618.813.7080 | Publicidad ext 104, 108 | Suscripciones ext. 112 | Redacción ext. 131
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad

comscore
Síguenos en: facebook twitter movil iPhone Android BlackBerry BlackBerry