Editoriales
LUIS F. SALAZAR WOOLFOLK
mié 11 sep 2019, 7:09am 1 de 8

El costo del agua



Archivo Adjunto

El anuncio hecho por el alcalde Jorge Zermeño, en el sentido de que el Ayuntamiento de Torreón propondrá un aumento en las tarifas por el suministro de agua potable, pone a la prestación de este servicio público, en un primer nivel de atención de los ciudadanos.

El tema del costo del agua potable ha recurrido en los últimos días, en virtud del adeudo permanente que mantiene el Sistema Municipal de Aguas y Saneamiento de nuestra ciudad, con la Comisión Federal de Electricidad, ya que la extracción del agua del subsuelo, por medio de bombas que funcionan con energía eléctrica, constituye la única fuente de obtención del líquido elemento para el abasto de nuestra ciudad.

El consumo de agua de los torreonenses y el consumo de energía eléctrica por parte de SIMAS van de la mano. Somos conscientes de la existencia de un rezago histórico en el pago del costo del fluido eléctrico por parte de SIMAS, aunado al aumento del costo de la energía decretada por la CFE en los últimos tiempos, que hace llegar la factura mensual por este concepto a treinta millones de pesos. A lo anterior se suma la falta de medidores de consumo de agua en sectores amplios de la ciudad, que agrava el también ancestral rezago en el cobro a los usuarios de SIMAS en las colonias populares de Torreón, en algunas de las cuales se utiliza el suministro del servicio como medio para fortalecer la clientela electoral de los gobiernos en turno.

A ese respecto tiene razón el alcalde Zermeño cuando pide que no se adelanten vísperas sobre el particular, pero al mismo tiempo, está obligado al menos a dar a conocer las intenciones que al respecto existan, las líneas generales de la estrategia a seguir y el compromiso garantizado de que SIMAS dará algo a cambio, que signifique un mejoramiento en la prestación del servicio en beneficio de los consumidores. En otras palabras, los colaboradores del Alcalde debieron adelantarse a dialogar con los sectores sociales y abonar el terreno del consenso, antes de que sus adversarios se les adelantaran y les comieran el mandado.

El problema es grave y complicado. El aumento a las tarifas que propone la administración actual, sin ofrecer una mejoría substancial en la operación del servicio, constituye una salida fácil que resulta injusta para el usuario. Por si fuera poco, el tema que es político en sí mismo se partidiza de manera irresponsable por algunos elementos de oposición, que lejos de enfocar el problema con seriedad, lucran con la dificultad y complejidad de la cuestión, para llevar agua a su molino.

El tratamiento desordenado del tópico de que se trata, es causa de enfrentamientos estériles entre gobierno y sociedad, porque antes de que se defina una propuesta concreta al respecto, se filtran informaciones equívocas e incompletas que son utilizadas por sembradores de cizaña y en consecuencia, impiden acometer soluciones en consenso, con la seriedad y pertinencia que el caso exige.

Es posible que sea pertinente ajustar la tarifa, pero no en función de dividir la ciudad en zonas populares, medias y residenciales como si se tratara de dividir a los torreonenses en chairos y fifís. Lo indicado es estimular el ahorro en el consumo de agua mediante el establecimiento de tarifas diferenciadas para cada consumidor, que distingan el costo de los volúmenes indispensables para satisfacer las necesidades básicas y los volúmenes de gasto excedentes. Se trata pues de que quién más agua consuma pague más, mediante una medida de cobro creciente, y no de premiar o castigar a los consumidores de modo prejuicioso, según sea el área en la que habiten.

Para conseguir lo anterior, es evidente que la medición del consumo constituye un presupuesto indispensable y para ello, cualquier intento de aumentar el costo del agua, debe ir acompañado de un esfuerzo concreto de SIMAS con resultados comprobables, tendiente a mejorar las redes de conducción y a medir el consumo en cada toma de agua de la ciudad.

RELACIONADAS

Archivo Adjunto

DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA
ADEMÁS LEE

© 2019. El Siglo - Cía. Editora de la Laguna S.A. de C.V. Todos los derechos reservados.
El Siglo de Durango, calle Hidalgo 419 Sur, Durango, Dgo. México, C.P. 34000
Contáctenos | RSS | Aviso legal
Conmutador: 618.813.7080 | Publicidad ext 104, 108 | Suscripciones ext. 112 | Redacción ext. 131
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad

comscore
Síguenos en: facebook twitter movil iPhone Android BlackBerry BlackBerry