Kiosko
MARIO JIMÉNEZ FLORES
lun 7 oct 2019, 9:54am 4 de 28

William Faulkner, lejanas colinas azules, en las que me he deleitado



William Faulkner fue un escritor estadounidense y considerado el novelista más destacado del siglo XX. Nació en New Albany, capital del Condado de la Unión del estado de Misisipi, el 25 de septiembre de 1897. Hijo de Murray Cuthbert Falkner y Maud Butler, tuvo tres hermanos menores: Murry Charles Falkner, John Faulkner y Dean Swift Falkner. En 1902 la familia se trasladó a Oxford ubicado en el Condado de Lafayette, donde se establecieron de forma permanente. Faulkner fue educado en sus primeros años por su madre que era una ávida lectora y admiradora de la pintura y la fotografía, en compañía de su abuela materna Lelia Butler conoció autores clásicos como Charles Dickens y los hermanos Grimm; ellas lo educaron con un lenguaje visual y literario, además de su formación religiosa. Carolina "Callie" Barr, una mujer afroamericana que siempre estuvo al servicio de la familia fue la niñera que educó a Faulkner y a sus hermanos. Bajo su influencia él conoció la historia de los esclavos y generó las preocupaciones políticas y de raza que son una constante en sus novelas. Al ingresar a la escuela, Faulkner ya sabía leer y destaco en sus estudios hasta el décimo grado, luego repitió el once y doce y al final no se graduó y en 1915 abandonó los estudios para ingresar a trabajar al banco de su abuelo John Wesley Thompson Falkner. A partir de allí desempeñó diferentes trabajos, fue pintor de casas, encargado del correo de la universidad de Misisipi y durante la primera guerra mundial en julio de 1918, después de ser rechazado de la armada estadounidense por su estatura de 1.65 mts., se enlistó en una unidad de reserva de la RFA del ejército Británico ubicada en Toronto Canadá.

A su regreso como veterano de guerra, por influencia de su padre que tenía un puesto en la administración de la universidad de Oxford, Fauklner ingreso a sus aulas y estudio tres semestres de 1919 a noviembre de 1920, obtuvo bajas calificaciones pero logro que la universidad publicara sus primeros poemas. Por un error de edición le habían agregado la U a su nombre, le preguntaron que si lo corregían y el respondió "No, de cualquier forma me conviene" y así cambio su nombre original de Falkner a Faulkner.

Faulkner paso su infancia escuchando en su casa historias de la Guerra Civil, la esclavitud, el Ku klux Klan y las hazañas de su bisabuelo William Klark Falkner, el "Viejo Coronel" le llamaban, que fue empresario, escritor y héroe de la Guerra Civil, esta admiración de la familia hacia su pasado glorioso, lo hizo interesarse en la historia del Sur de Estados Unidos y fue formando su bagaje literario. A los 17 años conoció a un amigo de la familia Philip Stone que se convirtió en su mentor y lo impulso a iniciar su carrera de escritor, le guio a conocer la obra de James Joyce, Marcel Proust, Virginia Wolf, William Yeats y Honore de Balzac entre otros. Su segundo mentor y más valorado por Faulkner fue Sherwood Anderson que lo apoyo para la publicación de las primeras novelas: La paga de los soldados en 1926 y Mosquitos en 1927, ambientadas en Nueva Orleans. Ese mismo año escribió la primer novela que se desarrolla en el mítico Condado de Yoknapatawpha, titulada Banderas en el polvo, basada en la historia del sur de los Estados Unidos, contrario a lo que se esperaba, fue rechazada por los editores y después de haber modificado el texto fue publicada como Sartoris y en esa fecha apareció también el Ruido y la Furia, considerada por la crítica literaria la mejor novela de Faulkner. El Condado de Yoknapatawpha que tiene como capital Jefferson es un lugar geográfico de 6,000 habitantes blancos y 9,000 negros, inventado por el escritor y que se identifica con el Condado de Lafayette y su capital Oxford, y que él declara ser su único dueño. En esta tierra ficticia vivirán los personajes de sus historias, tomando los elementos del presente y del pasado que Faulkner ha conocido y estudiado con pasión de auténtico escritor. Su influencia como creador de su propio universo, según los especialistas literarios se refleja en Gabriel García Márquez y Macondo, Juan Rulfo y Comala, así como en Juan Carlos Onetti y Santa María.

William Faulkner no es un escritor de fácil acceso a causa de la forma tan sombría y monstruosa con que describe a los seres humanos de sus relatos y por la elaborada técnica con que construye las historias, donde utiliza el monólogo interior y el fluir de la conciencia, el tiempo, la voz de distintos narradores, y la selección cuidadosa del vocabulario para describir sus mundos de pesadilla. Vale la pena leerlo porque el arte literario de Faulkner compensa ampliamente el esfuerzo.

La obra de Faulkner tiene veinte novelas, la primera La paga de los soldados publicada en 1926 y la última La escapada (los rateros) en 1962 en forma póstuma, siete colecciones de relatos cortos donde destacan una Rosa para Emily y Hojas rojas, cartas escritas desde 1918 hasta 1962 ya publicadas en un solo tomo, cinco colecciones de poesía, ensayos y guiones para películas. Le otorgaron el premio Nobel de literatura en 1949, y en la ceremonia de entrega celebrada el 10 de diciembre de 1950 pronuncio un discurso de recepción del premio, considerado el más importante de la historia, por su belleza literaria y el mensaje para los escritores, poetas y el ser humano en general. Fue galardonado en 1951 con el National Book Award por Cuentos reunidos, en 1955 con el Pulitzer y el National Book Award por Una fábula y en 1963 el premio póstumo Pulitzer por Los rateros.

William Faulkner se casó en 1929 con Estelle Oldham, ella tenía dos hijos pequeños de su matrimonio anterior, Malcom y Victoria Franklin y en 1933 nació la niña Jill Faulkner Summers. Vivió con su familia en la casa que compró en Oxford a la que llamo Rowan Oak desde 1930 hasta 1962. En el mes de junio de ese año sufrió una caída de un caballo que le provocó una trombosis y para el 6 de julio falleció a causa de un ataque cardíaco a la edad de 64 años.

De cabello rubio peinado impecable, de caminar orgulloso y modales aristocráticos, vestido con trajes caros, fumador de pipa y con una actitud de actor de la época de oro de Hollywood, así era el escritor William Faulkner.

RELACIONADAS

LETRAS DURANGUEÑAS

DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA
ADEMÁS LEE

© 2019. El Siglo - Cía. Editora de la Laguna S.A. de C.V. Todos los derechos reservados.
El Siglo de Durango, calle Hidalgo 419 Sur, Durango, Dgo. México, C.P. 34000
Contáctenos | RSS | Aviso legal
Conmutador: 618.813.7080 | Publicidad ext 104, 108 | Suscripciones ext. 112 | Redacción ext. 131
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad

comscore
Síguenos en: facebook twitter movil iPhone Android BlackBerry BlackBerry