Nacional / Aleatoria

Tres estampas

Vida pública

EL SIGLO DE DURANGO, 🕚
Tres estampas

El atentado que sufrió hace unos días el Secretario de Seguridad Pública de la Ciudad de México viene a desdibujar aún más el panorama para el gobierno federal. El intento de asesinato dejó tres muertos, dos escoltas y una víctima colateral, el funcionario sobrevivió debido al blindaje de su camioneta, pero el hecho marca un punto de no retorno para el grupo criminal que trató de asesinarlo. El atentado se realizó en una de las zonas más exclusivas de la Ciudad de México, que por unos minutos vivió lo que es común en muchas zonas del país, en donde el poder real lo ostentan los cárteles de la droga que tienen dinero y el poder de fuego.

El atentado que se llevó a cabo se suma a otros temas en los que el gobierno federal está perdiendo el control. Recientemente se publicó la noticia de la cancelación de una inversión por más de mil doscientos millones de dólares por parte de un grupo español debido al cambio en las reglas de juego en materia energética. El Presidente de la República ha dicho que el grupo no ha cancelado la inversión y que quiere negociar. Habrá que esperar el desenlace.

Debido a que se paralizo la actividad económica en el país desde hace semanas por la crisis sanitaria que vivimos por el coronavirus, durante el mes de mayo 12 millones de personas se quedaron sin percibir ingresos, con todo lo que eso significa para la economía del país. Aún tenemos cantidades importantes de muertos y contagiados todos los días, por lo que no se ve con claridad cuándo terminará esta etapa de la pandemia.

Sucesos como el atentado que acaba de sufrir el Secretario de Seguridad Pública de la Ciudad de México dan cuenta de un grupo de la delincuencia organizada que reta abiertamente al gobierno federal, con todo lo que eso significa. La cancelación de inversiones por parte del capital extranjero debido a la desconfianza en el cambio de reglas en el sector energético y el mal manejo de la crisis sanitaria del coronavirus y su impacto en la economía del país evidencian que el gobierno federal está perdiendo los hilos de la gobernabilidad del país, pero la estrategia política del Presidente de la República no cambia: con la polarización que genera, aglutina a sus simpatizantes, esperando repetir la mayoría en la Cámara de Diputados y ganar la mayoría de las 15 gubernaturas en juego el año que entra.

Aún con los problemas que tenemos en el país: la perdida de gobernabilidad debido a la violencia de los grupos criminales, con la pérdida de inversiones y la crisis sanitaria y su impacto en la economía, se sigue privilegiando la polarización, la difusión de documentos sin comprobar su origen o autenticidad, como el del supuesto Bloque Opositor Amplio, pero que ofrece otro enemigo ante el imaginario colectivo. En otras palabras, se sigue privilegiando la lucha política por mantener el poder, aun cuando hay indicios de que se comienza a perder la gobernabilidad del país.

Twitter: @jesusmenav

Tres estampas
Vida pública. (ARCHIVO)