editoriales / Aleatoria

¿Es en serio? ¿A poco quieren el cuarto informe presencial y hasta con público?

La raya del tigre

EL SIGLO DE DURANGO, 🕚
¿Es en serio? ¿A poco quieren el cuarto informe presencial y hasta con público?

En tiempos ordinarios, es decir, sin la presencia de una pandemia tan devastadora como la del COVID-19, resultaría hasta infructuoso discutir la realización de una ceremonia de informe de gobierno en la sede del Congreso del Estado, pero en circunstancias como las actuales, adquiere singular relevancia que los diputados locales consideren la posibilidad de celebrar ahí el próximo uno de Septiembre ese ejercicio democrático anual - o sea, el cuarto informe del sexenio- pese a la ola de contagios que aún prevalece, además de que existe un decreto estatal en el que, por ahora, están prohibidas las reuniones de más de 15 personas, por considerarlas actos masivos.

Acudir al Congreso estatal a informar cada año sobre todo lo que se ha hecho es una responsabilidad inaplazable para cada mandatario; sin embargo, con el hecho de entregar el informe por escrito a ese recinto se da cumplimiento al mandato constitucional; incluso desde hace algunos años, desde el sexenio de Vicente Fox Quesada, cuando no le fue permitido entrar al Congreso de la Unión a rendir su informe de gobierno, la amplia mayoría de gobernadores en el país envían sus informes por escrito o asisten a entregarlo personalmente, pero no se quedan a intercambiar preguntas y respuestas con los legisladores.

De hecho, es excepcional el caso de Durango, en que el gobernador José Aispuro Torres durante los tres años anteriores ha estado presente en la sede del Poder Legislativo del estado y ha contestado todas las preguntas de los diputados locales, una práctica democrática que ya casi está en desuso, en gran parte porque siempre habrá cuestionamientos incómodos.

En Durango, durante las últimas semanas hemos sido testigos del incremento de decenas de casos positivos por COVID-19 diariamente, lo cual obligó a las autoridades locales a emitir un segundo decreto, cuya vigencia inició el día 3 del mes en curso y sin fecha definitiva para finalizar, en el que se contemplan algunas medidas para evitar la propagación del virus. La cancelación de fiestas, eventos y reuniones de más de 15 personas es una de las medidas más importantes, entre otras contempladas en esta nueva disposición estatal.

Si se toma en cuenta que 25 diputados conforman la actual Legislatura del estado, pero además cada uno tiene asistentes y asesores, junto a otros trabajadores del Congreso y al propio gobernador, que acudiría con algunos cercanos colaboradores, fácilmente se sobrepasa ese número de personas admitido para una reunión.

Ha trascendido que la mayoría de los diputados tienen alto interés en que el gobernador Aispuro Torres asista a la ceremonia del Cuarto Informe y se quede a contestar las preguntas de los legisladores y, además, ante un público, pese al inminente riesgo de contagios. Por su parte, el mandatario expresó su deseo de cumplir al llamado del Poder Legislativo, pero no de arriesgar la salud de terceros y aseguró que acudiría solo a entregar su informe, sin ningún invitado, por lo que demandó un cambio de recinto.

La sensatez debe imponerse entre quienes proponen un evento presencial en tiempos de pandemia; total si de lo que se trata es generar polémica y lanzar preguntas un tanto comprometedoras, pues también lo pueden hacer de manera virtual. Cordura y congruencia, señores diputados; pongan el ejemplo a la ciudadanía y cumplan las disposiciones de las autoridades sanitarias.

COLMILLOS Y GARRAS

AYER SE SUMÓ el estado de Tabasco a la prohibición de refrescos y comida "chatarra" a menores de edad, una iniciativa digna de replicarse en todas las entidades del país, incluida Durango, claro está. Fue la mayoría del Congreso estatal de ese estado la que tomó esa decisión de tan alto beneficio a la salud. Falta por ver si se animarán aquí nuestros diputados... ANTE LA INCOSTEABILIDAD que generó cerrar el sábado muy temprano, unos 50 restaurantes prefirieron no abrir sus puertas este fin de semana en Durango, lo que perjudicó a cientos de empleados y a sus familias. El hecho de limitar tanto los horarios de venta de bebidas con contenido alcohólico a los negocios legalmente establecidos, está dando al traste a un segmento económico importante en este lapso de reactivación... HASTA EL MOMENTO se han registrado mil contagios por COVID-19 entre el personal del sector salud en Durango y, de ese total, cuatro han perdido la vida, intentado salvar a otros.

Twitter @rubencardenas10

¿Es en serio? ¿A poco quieren el cuarto informe presencial y hasta con público?
La raya del tigre. (ARCHIVO)