finanzas / Aleatoria

Dale mantenimiento al auto

Estrenar un vehículo se vuelve un proyecto complicado en época de austeridad

EL SIGLO DE DURANGO, 🕚
Dale mantenimiento al auto

En esta época de austeridad obligada, para muchos el estrenar o, cuando menos, reestrenar un auto se ha vuelto un proyecto que se ha pospuesto de manera indefinida. Esto nos lleva a operar en una modalidad de preservación en cuanto a nuestros vehículos, la cual, si bien pareciera desalentadora desde una perspectiva de ego, en realidad resulta financiera y ecológicamente aconsejable.

Mantener con detalle el mantenimiento del auto en cuanto a sus condiciones mecánicas y estéticas no solo nos permite conservarlo día con día en operación, también nos permitirá en su momento poderlo vender en una mejor negociación que meramente rematarlo.

Obviamente la primera parte de este tema es corregir lo que llegue a fallar, pero resulta más práctico y menos sorpresivo realizar sustituciones planificadas en la medida de lo posible.

A menos que habitemos en regiones donde las autoridades riegan sal en los caminos para evitar accidentes por hielo, en las cuales el chasis de nuestro vehículo puede ser carcomido por el óxido, nuestro auto no tiene una fecha de caducidad absoluta. En el caso de México los habitantes de las regiones costeras húmedas pueden combatir el ataque de la brisa marina con tratamientos de sellador que preservarán el componente más robusto del auto lejos de esta plaga.

Solo en zonas con sal los chasises se carcomen. Sin embargo, para todos los demás componentes podemos preservar nuestro auto funcionando si contamos con presupuesto, un mecánico de confianza, una red de especialistas y un calendario de trabajo.

Sin embargo creer que por el renombre de su fabricante cualquier auto está diseñado para ser eterno en cada uno de sus componentes, es vivir una ilusión alimentada por el marketing y alejada de la realidad.

Desde la más austera hasta la más opulenta de las casas fabricantes de vehículos requiere que sus productos reciban mantenimiento correctivo y preventivo. Como consumidores lo que encontramos en la calle o en exhibiciones de coleccionistas son autos a los que se les ha brindado atención por parte de propietarios comprometidos con su preservación. En casos como Volkswagen, Renault o Toyota, la nobleza de su diseño mecánico está a la par de la devoción de sus propietarios para mantenerlos funcionando.

Por otro lado, ejemplares automotrices de los que se podría llegar a esperar alto valor en subasta como pueden ser Porsche, Mercedes Benz o Aston Martin son conservadas por un interés de coleccionista que raya en lo museográfico. Sin embargo en aras de un mejor precio se han tomado decisiones de proveeduría que los consumidores encontrarán con partes que se caracterizan por una desintegración acelerada.

Por eso, esta semana presentamos un gráfico en el que te mostramos los tiempos estimados de caducidad de los componentes más importantes de tu auto.

Dale mantenimiento al auto
Estrenar un vehículo se vuelve un proyecto complicado en época de austeridad. (ARCHIVO)