Nosotros
Agencias
lun 28 oct 2013, 2:49pm 6 de 6

Los pros y contras de tener una mascota



Tener una mascota tiene beneficios físicos y emocionales, pero también sus riesgos

El tener una mascota puede ser algo muy positivo para la salud de las personas, les ayuda a no sentirse solas, mejorar sus relaciones interpersonales y su salud física ya que tienden a ser más activos, sin embargo, aunque consideremos a nuestra mascota como parte de la familia, también debemos de tener en cuenta que no deja de ser un animal y que puede ser un riesgo para la salud de sus dueños si no se siguen las medidas adecuadas. Por eso a continuación te presentamos los pros y los contras de tener una mascota.

Lo bueno

Especialistas afirman que la existencia de animales de compañía o mascotas en los hogares genera diversos beneficios físicos y emocionales a las personas que conviven con ellos, en especial, con un perro o un gato.

Según los análisis del Centro Waltham de Nutrición y Cuidado de las Mascotas y otras instituciones, los propietarios de perros son más propensos a practicar actividades físicas.

"Tener una mascota, sobre todo un perro, probablemente está asociado con un menor riesgo de enfermedad cardíaca", explicó Glenn N. Levine, profesor de Medicina en Houston y coautor de un comunicado científico sobre la influencia de las mascotas en la salud cardiovascular.

Según el informe, publicado en la revista Circulation de la Asociación Americana del Corazón, las personas con perro tienen un 54% más de posibilidades de alcanzar el nivel recomendado de ejercicio cada día que las que no, ya que caminan más y tienen más actividad física.

Otros estudios han revelado que más de 60 por ciento de los infantes son recibidos en sus hogares por sus mascotas cuando llegan de la escuela, y que en los menores de edad con autismo la convivencia con los animales genera comportamientos positivos.

Las investigaciones sostienen que los menores de edad que crecen con animales muestran una mayor empatía y tienden a ser “más populares” entre los compañeros de clase”, así como a participar en actividades como deportes, pasatiempos, clubes o tareas.

La directora de la Facultad de Veterinaria de la UNAM, María Elena Trujillo, destacó que en la medida en que las familias mexicanas han optado por tener sólo un hijo o que cada vez hay más adultos mayores, la existencia de animales de compañía o mascotas les permite mejorar su entorno o les facilita la integración social.

A su vez, el director de Comunicación y Enlace de la Facultad de Veterinaria y Zootécnica, Carlos Esquivel, mencionó que en México casi 58 por ciento de la población tiene una mascota en casa, lo cual refleja el lazo entre los animales de compañía y los seres humanos.

Sin embargo, a pesar de que mucha gente considera a su mascota como parte de la familia, no nos podemos cegar y dejar de tener los cuidados necesarios para que no dañen nuestra salud.

Y lo no tan bueno

El jefe del Departamento de Alergia e Inmunología Clínica, del Hospital de Especialidades del Centro Médico Nacional La Raza del IMSS, Martín Becerril Ángeles, señaló que algunas personas establecen un lazo afectivo con sus mascotas y las consideran un miembro más de la familia, sin embargo, ignoran el riesgo de que ingresen a la recámara donde está un enfermo y que suban a la cama.

El especialista aconsejó cubrir almohadas y colchones con fundas impermeables para impedir que las partículas que causan alergia (alérgenos) penetren al interior, que haya limpieza constante de la casa a fin de evitar la acumulación de polvo y bañar en forma frecuente a la mascota, para reducir el riesgo.

Indicó que quienes sufren alergias son susceptibles a desarrollar enfermedades como rinitis, asma, conjuntivitis y dermatitis atópica.

Los síntomas como lagrimeo, escurrimiento nasal o comezón pueden exacerbarse con la presencia en casa de mascotas, tales como gatos y perros, porque la gente respira las partículas que emanan de su saliva, caspa y pelo.

El alergólogo advirtió de que la ingesta de agua, alimentos o respirar polvo contaminado con heces o secreciones de gato, puede causar problemas en distintos órganos y es peligrosa cuando la mujer embarazada lo transmite a su hijo a través de la placenta, porque puede provocar pérdida de la visión.

Explicó que los animales domésticos pueden transmitir parásitos que afectan diferentes órganos y en ocasiones se alojan en músculos, pulmones o cerebro, por lo cual es indispensable la higiene de los animales y de su entorno.

RELACIONADAS

DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA
ADEMÁS LEE

© 2019. El Siglo - Cía. Editora de la Laguna S.A. de C.V. Todos los derechos reservados.
El Siglo de Durango, calle Hidalgo 419 Sur, Durango, Dgo. México, C.P. 34000
Contáctenos | RSS | Aviso legal
Conmutador: 618.813.7080 | Publicidad ext 104, 108 | Suscripciones ext. 112 | Redacción ext. 131
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad

comscore
Síguenos en: facebook twitter movil iPhone Android BlackBerry BlackBerry