Editoriales
IVÁN SOTO HERNÁNDEZ
vie 16 mar 2018, 8:40am 4 de 7

¡Qué buen desmadre se traen los políticos!



ComuniK2

Los partidos políticos en Durango están jugando a confundir a la ciudadanía, pues los que parecían aliados se pelean, lo que parecían seguros candidatos se tambalean, y lo que podría ser un escenario predecible se ha vuelto un albur.

El desmadre, dicho con todo respeto para los partidos y sus integrantes, se registra en estos momentos prácticamente en todos lados. Veamos:

1.- Hace dos años, por ejemplo, José Aispuro Torres y José Ramón Enríquez eran los más fuertes aliados y promotores de la alternancia, y hoy, si algo caracteriza la relación entre ambos es la agenda de conflicto que se cargan sus equipos.

Me atrevo a afirmar que tras la histórica victoria de ambos en 2016, todos en Durango daban por hecho dos cosas: la agonía del PRI y el inicio de una etapa de posible hegemonía del PAN y sus aliados.

En 2016 se veía 2018 con mucho optimismo para la causa de la alternancia.

Seguramente todos los que saboreaban en ese entonces los triunfos en la gubernatura, alcaldías y diputaciones locales, por obvias razones veían caminar por terciopelo a los partidos del llamado cambio en el siguiente cotejo electoral, pero, poco a poco esa visión se aleja de la realidad.

Ayer, el Partido Movimiento Ciudadano inició una agenda separatista respecto al PAN en las elecciones para diputados locales en Durango.

El partido naranja, propiedad de José Ramón Enríquez a nivel estatal, inició el distanciamiento que habrá de provocar un enfrentamiento político entre los candidatos del Gobernador y los candidatos del Alcalde.

José Ramón y el MC quieren sumar en su berrinche al PRD local, solo que hace algunas semanas el grupo identificado con Enríquez perdió el control del Consejo Estatal y, por tanto las candidaturas que de ahí emanaron.

Por lo cual es incierto si las siglas del Sol Azteca se unirán al MC, o si solo lo harán de facto las tribus perredistas afines al Presidente Municipal, como es el caso de los grupos de René Galindo o Marcos y Juan Cruz.

Al final de cuentas habrá quien minimice el alcance de Movimiento Ciudadano si solamente hacen el análisis de lo que valen sus siglas o sus votaciones pasadas.

Lo cierto es que a través del MC veremos la demostración de fuerza de Enríquez y de la Alcaldía, del ala perredista que está con él, y del panismo que fue marginado en la pasada definición de candidatos. Todos tienen un mensaje qué mandar al equipo del Gobernador.

2.- En el interior del frente formado por Morena, PT y PES hay una auténtica revolución en las últimas horas, ya que, al final se habría quedado Gonzalo Yáñez con las principales candidaturas en el Senado y el 4o Distrito Federal, y no precisamente para los prospectos priistas que el propio Gonzalo reclutó.

Y es que, el ex Alcalde de Durango al parecer chamaqueó a los ex priistas al convencerlos de dejar al tricolor, pedirles anunciar su adhesión a Morena y al proyecto de Andrés Manuel López Obrador, y esperar pacientemente y con fe la posibilidad de consolidar las candidaturas que Yáñez les garantizaba un día sí y otro también.

Resulta que a Otniel García, por ejemplo, le aseguró que sería la propuesta del PT al Senado, y como las senadurías estaban sigladas para el Partido del Trabajo en el estado de Durango, pues cómo no creerle que habría de cumplir.

Lo que hasta ayer se supo por filtraciones de diversos cuadros de Morena es un desenlace de película de suspenso: Gonzalo finalmente se habría quedado con la primera fórmula al Senado de la República, supuestamente porque salió mejor posicionado en la encuesta final que se mandó a hacer, método con el cual se acordó desde antes que se definiría al candidato hombre a senador por Durango.

De confirmarse lo que hasta ayer parecía ya un hecho, también estaría fuera del 4o Distrito Federal Héctor Vela Valenzuela, y en ese lugar se habría definido la candidatura para Gustavo Pedro Cortés. Asimismo, de Marina Vitela se sabría que no estaría interesada en competir al Senado siendo compañera de fórmula de Gonzalo y no de Otniel.

Hasta ayer, otro elemento que parece inevitable es el rompimiento entre Rosendo Salgado y Gonzalo Yáñez, ya que el primero también habría sido víctima de la novateada que les habría dado el colmilludo político petista.

3.- En el PRI, ni se diga. El desmadre, un día lo causa la dirigencia estatal, y al otro es dirigido desde afuera en contra de la directiva que encabezan la dupla Luis Enrique Benítez-Homar Cano.

Apenas la semana pasada se les ocurrió empezar a definir suplentes para los candidatos a diputados federales y el nombre de Homar como suplente de Pedrito Ávila Nevárez hizo que el luchador social pusiera el grito en el cielo exigiendo un cambio en su suplente, con la advertencia de que no aceptaría por ningún motivo tal propuesta impuesta por Benitez y en un principio acordada con el delegado Evelio Pérez.

En el tricolor hay muchas situaciones más que han sido evidenciadas en éste y otros espacios editoriales en las últimas semanas.

Sin embargo, lo que queda claro es que los diferentes partidos políticos se traen un auténtico relajo, todos contra todos, y el elector solamente tiene el rol de espectador en todo este proceso, pues su veredicto lo tendrá en unos cuantos segundos, el 1 de julio, al momento de decidir su voto.

[email protected]

RELACIONADAS
→ ComuniK2
DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA
ADEMÁS LEE

El Siglo de Durango, calle Hidalgo 419 Sur, Durango, Dgo. México, C.P. 34000
Contáctenos | RSS | Aviso legal
Conmutador: 618.813.7080 | Publicidad ext 104, 108 | Suscripciones ext. 112 | Redacción ext. 131
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad

comscore
Síguenos en: facebook twitter movil iPhone Android BlackBerry BlackBerry BlackBerry