Ruinas que están cayendo

Durango

A mediados de los años 90, la privatización de Ferrocarriles Nacionales de México provocó que muchos de los espacios que usaba el ente, hasta entonces público en esta región, quedaran en el abandono total.

Así, las viejas estaciones diseminadas a lo largo del estado fueron deteriorándose y a la fecha la mayoría siguen sin ser adecuadas para algún fin distinto al que tenían.

En el caso de Durango, existen varios puntos en los que las "cuadras" del ferrocarril son hoy ruinas, como las captadas en imágenes durante el fin de semana, que corresponden a la parada del poblado 5 de Mayo.

Ahí, las edificaciones de adobe están a punto de caer; además, sufren por problemas de vandalismo, que van desde las pintas hasta incendios provocados en su interior.

Riesgo. El abandono y los materiales frágiles con que se construyen las nuevas casas, implican riesgos para sus habitantes.
Tendencia
Noticias relacionadas
Además lee