Consejos para iniciar una semana relajada y sin estrés

Top 5

Las preocupaciones son parte de nuestra vida diaria, pero pueden manejarse adecuadamente y dejar de ser un enemigo o un obstáculo en el camino hacia la plenitud.

Desafortunadamente, no hay botón para apagar las preocupaciones, pero pueden adoptarse ciertos hábitos para poder relajarse y mantenerse mejor. Aquí algunos de ellos:

1.- Designa un tiempo específico para preocuparte.

Te vas a preocupar de ciertas cosas todos los días, así que, en lugar de dejar que tus pensamientos tomen el control, ¡tómate tu lugar! Establece un periodo de tiempo en el día, por ejemplo, antes de dormir, para preocuparte por la tarea, el trabajo, el novio, los hijos o la vida cotidiana. Así tendrás más tiempo para relajarte, y mejorar tu salud mental.

2.- Haz una lista.

La mayoría encuentra sus preocupaciones en grupos; en lugar de tener un problema, se te vienen la cabeza 20. Cuando esto suceda, escríbelos en una lista y ordénalos. Algunos serán más importantes que otros, pero es importante que, además de enfocarte en cada uno, puedas pensar en una solución rápidamente.

3.- Ocúpate.

Esto parece obvio, pero es importante que hagas el esfuerzo por distraerte y hacer otras cosas más productivas… que preocuparte. Te recomendamos ocuparte con actividades que requieran más agilidad mental y ocupen la mayor parte de tus pensamientos.

4.- Habla con alguien de otras cosas.

Parecida a una estrategia de distracción, podrías hablar con otras personas, quien sea, para pensar en otras cosas más interesantes. Así separarás los componentes emocionales de tus preocupaciones al invertirle más tiempo a otro tipo de conversaciones.

5.- Ejercítate.

Seguramente ya conoces los innumerables beneficios mentales y físicos del ejercicio, así que… ¿qué esperas? El ejercicio libera una hormona llamada "serotonina" que, además de reducir el estrés, te ayuda a ser más feliz. Para colmo, también disminuye los niveles de ansiedad y estrés. Además, te recomendamos hacerlo en la mañana para que, desde el principio del día, no estés preocupándote de más.

Desafortunadamente, no hay botón para apagar las preocupaciones, pero pueden adoptarse ciertos hábitos para poder relajarse y mantenerse mejor. (ARCHIVO)
Tendencia
Noticias relacionadas
Además lee