Editoriales / Aleatoria

Sobre el tema de aspirante... Es tan sólo una opinión

Columnista invitado

EDUARDO CAMPOS RODRÍGUEZ, , actualizada 09:01 🕚

 E S realmente importante nombrar aspirantes a notarios? Me parece conveniente reflexionar una opinión más adecuada a esta pregunta, pues considero que es totalmente necesario llevar adelante este proceso y que en esta época se convierte en un imperativo, tanto por una necesidad práctica, como otras de índole social, económica e incluso cronológica.

Sin duda, si es una necesidad de orden práctico ya que una vez que todo se reanude a lo que se ha dado en llamar "nueva normalidad" será menester contar con profesionistas a ocupar las notarías que llegaran a crearse, conforme a lo que la Ley contempla (entre otros requisitos, ser licenciado en derecho y que haya cubierto su práctica notarial de dos años).

Asimismo, es de carácter cronológico porque, con independencia de nuevas notarías o no, llegará el momento en que quienes estamos en activo debamos ser suplidos en el ejercicio de nuestra función y no puede hacerse un proceso al vapor, sino que deberán estar listos estos nuevos profesionistas antes de la eventualidad de estos acontecimientos.

No podemos imaginar un proceso donde se haga una selección improvisada, si contamos con una Ley más que adecuada y, además con posibles candidatos que tienen tanto una formación académica sólida, así como la práctica profesional por su labor en las notarías, lo que garantiza que cuentan con los conocimientos adecuados para optar por la patente de aspirante.

La sociedad no puede quedar desprotegida en el acceso a servicios del Notariado por no contar con quien cubra las vacantes; es imprescindible que haya quien las cubra y para ello es necesario sentar las bases para crear una nueva generación de fedatarios.

En estos momentos en que las herramientas tecnológicas ya no son una alternativa porque se convierten en una necesidad que nos obliga a la capacidad de adaptarnos a la realidad, se puede acceder a los exámenes necesarios para aquellos que desean obtener la patente de aspirantes, con el apoyo de los avances a través de plataformas como Zoom, Skype, Facebook o Google Classroom; no en vano la Universidad Nacional Autónoma de México ya ha realizado exámenes profesionales a distancia, mediante estas plataformas.

Porque la sociedad debe tener la seguridad de que contará con los servicios de un notario que vele por sus derechos de certeza y legalidad; y que en el caso de que la comunidad pudiera quedar sin Notario, el Estado debe contar con profesionistas que cumplan con los requisitos para cubrir la vacante de manera inmediata y evitar así la afectación a sus derechos de usuario.

Por lo expuesto y dado que en la nueva Ley del Notariado y su reglamento tenemos las herramientas jurídicas para hacer efectiva la operatividad de este proceso y con la coadyuvancia del Colegio de Notarios, se pudiera efectuar a corto plazo y contemplar a quienes teniendo su patente de aspirante pudieran acceder posteriormente al examen por oposición, triunfar en él e ingresar a la nueva generación histórica de Notarios...

Es tan solo una opinión.