Editoriales
JESÚS MENA VÁZQUEZ
lun 28 ene 2019, 8:39am 5 de 9

El federalismo de siempre



Vida Pública

Nuestro pacto federal se construyó durante el siglo pasado con la premisa de contar con un Presidente fuerte y el valor entendido era que los gobernadores de las entidades federativas cuidaban la gobernabilidad de sus territorios, pero sin oponerse a las órdenes del Presidente en turno. Aunque formalmente tenían autonomía, no la podían ejercer.

Así, los grandes cambios nacionales se definen en el centro del país (el antiguo TLC, por ejemplo) y las entidades federativas actúan inercialmente ante las políticas que se definen a nivel nacional. Claro que entre los estados existe lucha por atraer inversiones pero el rumbo siempre se define desde el centro y los estados tienen que seguir la ruta trazada, aunque, como decía, tienen incentivos para atraer inversiones que generen empleo.

Esta pequeña introducción sirve para analizar el hecho de que tenemos de vuelta un presidencialismo fuerte y eso se convierte en una variable importante que define la relación entre el gobierno federal y los gobiernos locales en esta nueva era política. Es difícil encontrar alguna nota periodística reseñando la visita del Presidente a algún estado sin que se mencione que se abucheó al gobernador.

Al igual que en el pasado, los gobiernos locales tienen poco margen de maniobra ya que las grandes definiciones sobre el rumbo del país se definen desde el centro de la república.

Por ejemplo, si el gobierno federal decide que evitará el robo de gasolina y cambia los procesos de la empresa más grande el país causando desabasto, las entidades federativas no tienen forma de intervenir en un tema que compete a la federación, pero que causa descontento entre sus ciudadanos.

Si desde el gobierno federal se define que se entregaran apoyos universales a ciertos sectores de población, eso hace irrelevantes los que entrega algún gobierno local a esos mismos sectores de población.

Aunque a lo largo y ancho del país hay gobernadores emanados de diferentes partidos, la lógica sigue siendo la misma: desde el centro se definen políticas y programas y toca a los gobiernos locales adaptarse a la nueva realidad y tratar de innovar, dentro de sus competencias, en el diseño e implementación de políticas públicas.

Twitter: @jesusmenav

RELACIONADAS

VIDA PÚBLICA

DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA
ADEMÁS LEE

© 2019. El Siglo - Cía. Editora de la Laguna S.A. de C.V. Todos los derechos reservados.
El Siglo de Durango, calle Hidalgo 419 Sur, Durango, Dgo. México, C.P. 34000
Contáctenos | RSS | Aviso legal
Conmutador: 618.813.7080 | Publicidad ext 104, 108 | Suscripciones ext. 112 | Redacción ext. 131
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad

comscore
Síguenos en: facebook twitter movil iPhone Android BlackBerry BlackBerry