kiosko / Aleatoria

Posadas de mi pueblo

LETRAS DURANGUEÑAS

EL SIGLO DE DURANGO, 🕚
Posadas de mi pueblo

Mi pueblecito querido

conserva las tradiciones,

y en las fiestas navideñas

se esparcen mil bendiciones.

El dieciséis de diciembre

empezará el novenario,

el veinticuatro en la noche

se vive otro aniversario.

Se encienden miles de luces…

fluyen nobles sentimientos,

y aparecen de la nada

los hermosos nacimientos.

A Jesús, José y María

recordamos con fervor:

Pasen Santos Peregrinos

que vienen a dar amor.

El Rey de Reyes nació

pregonan los Reyes Magos,

oro, incienso y mirra llevan

y obsequian sin más halagos.

El ángel y los pastores

adoran al Niño Dios,

y los tres reyes vinieron

a entregar su corazón.

El diablo que no descansa

intenta con gran tesón,

convencer a los pastores

para que olviden a Dios.

En México, las posadas

se viven con devoción…

Niños, jóvenes y adultos

difunden la tradición.

Las familias en mi pueblo

disfrutan la navidad,

conviven y se divierten

sin mayor dificultad.

Posadas de mi pueblo
LETRAS DURANGUEÑAS. (ARCHIVO)