Editoriales
ARMANDO FUENTES AGUIRRE
jue 25 ene 2018, 8:31am 8 de 8

Mirador



John Dee logró por fin descifrar el poema de Parménides.

A nadie comunicó que había hallado la clave para entender aquel poema, más sibilino que los oráculos de las sibilas, más hermético que las sentencias de Hermes.

Sucedió que John Dee se enamoró. Lo sedujo la belleza de una aldeana de senos opulentos y grupa de Venus Calipigia. La muchacha era ignorante. No sabía leer, y lo único que podía escribir penosamente era su nombre. Jamás se había alejado más de dos leguas de su casa, y hablaba con el pesado acento de los rústicos. Aún así John Dee la desposó, pues un busto y un trasero como los que ella poseía anulaban todas las ignorancias.

En el curso de una noche de pasión le preguntó:

-¿Sabes qué es el amor?

-Sí -respondió ella-. Es la única y última verdad; la que encierra todas las verdades.

-¡Mira! -exclamó John Dee, asombrado-. ¡Eso es lo que está oculto en el poema de Parménides!

¡Hasta mañana!...

RELACIONADAS

MIRADOR

DESTACAMOS
COMENTA ESTA NOTICIA
ADEMÁS LEE

El Siglo de Durango, calle Hidalgo 419 Sur, Durango, Dgo. México, C.P. 34000
Contáctenos | RSS | Aviso legal
Conmutador: 618.813.7080 | Publicidad ext 104, 108 | Suscripciones ext. 112 | Redacción ext. 131
Para mayor información sobre el tratamiento de sus datos personales ingrese a : Privacidad

comscore
Síguenos en: facebook twitter movil iPhone Android BlackBerry BlackBerry BlackBerry